onPeople Blog

El “genio de la tecnología” está fuera de la botella

Por LHH Chile

Por Dean Waggenspack

Sabemos que viene. Sabemos que va a tener un gran impacto. Y también sabemos que no hay mucho que podamos hacer para detenerlo.

Entonces, ¿por qué no estamos más preocupados por el impacto de la Inteligencia Artificial y el desarrollo de máquinas “inteligentes” que pueden imitar el comportamiento humano inteligente, en nuestras vidas laborales?

La IA ya está presente. Desde asistentes virtuales como Siri, hasta tecnología GPS, automóviles autónomos e incluso servicios de viaje compartido como Uber y Lyft, AI ya tiene muchas aplicaciones diarias.

A pesar de eso, los resultados de las encuestas en los últimos años han revelado una tendencia un tanto confusa: los encuestados reconocen la prevalencia creciente de IA y otras tecnologías inteligentes en empleos tradicionales, mientras que al mismo tiempo indican que personalmente no les preocupa que AI afecte negativamente sus trabajos.

Una serie de encuestas de Gallup realizadas en los últimos meses corroboran esta dinámica.

Según una de ellas, el 76% de los encuestados dijeron que esperan que la IA “cambie fundamentalmente la forma en que las personas trabajan o viven” durante la próxima década. Y aún así, en otra encuesta tomada recientemente, se revela que solo el 13% de los estadounidenses piensan que sus trabajos están en riesgo en los próximos cinco años.

¿Qué debemos concluir de resultados como este? Los trabajadores estadounidenses están al tanto de lo que está sucediendo pero parece que creen que va a afectar a otra persona.

Esa no es una reacción inusual, en sí misma. Es parte de la naturaleza humana pensar que las cosas malas le sucederán a otras personas. Aunque no es necesariamente aconsejable estar sentado con la preocupación de que todo lo que viene será malo, ciertamente no es una buena idea pensar que vas a estar entre el grupo que permanece completamente intacto.

Las estimaciones del impacto total de la inteligencia artificial y otras tecnologías inteligentes varían, pero la mayoría de los pronósticos económicos parecen creer que pondrá a decenas de millones de puestos de trabajo en riesgo durante la próxima década. Habrá una nueva generación de trabajos creados, pero no está claro si pueden reemplazar por completo  a los trabajos que se perderán.

La evidencia de lo que está por venir está a nuestro alrededor. Las industrias de seguros y servicios financieros de América del Norte podrían, según algunas estimaciones, reducir su fuerza de trabajo en más de un tercio. Desde líneas de ensamblaje hasta taxis, bancos y sitios de construcción, la IA y la robótica tendrán un profundo impacto en la cantidad de personas necesarias para cubrir los empleos tradicionales.

Estas tendencias ejercen una enorme presión sobre las personas. Las invitan a que se mantengan actualizadas sobre las tendencias del mercado laboral, para detectar las nuevas oportunidades que puedan surgir frente a la desaparición de cargos.

A continuación entregamos algunos consejos para abordar este cambio:

Averigua qué hace realmente tu negocio. Es difícil de creer, pero demasiadas personas solo tienen un conocimiento pasajero de lo que realmente hacen sus empleadores. Podrán ser geniales en lo que hacen, pero no tienen idea de cómo se conectan a un plan de negocios más amplio. Es importante que los empleados comprendan cómo su rol contribuye al panorama general.

Dedica algo de tiempo a aprender más sobre tu industria. Lee las publicaciones de la industria, prestando especial atención a las historias sobre las tendencias futuras. Si estás en una industria que ya está aplicando IA para reemplazar a seres humanos, entonces comienza a pensar en adquirir nuevas habilidades o buscar otra forma de aplicar las habilidades que tienes.

Desarrolla una mayor comprensión de lo que hace. Probablemente hubo más que unos pocos escritores, periodistas, poetas, dramaturgos y novelistas, que se sorprendieron al descubrir que compañías como Microsoft y Apple los necesitaban para ayudar a poner palabras en la boca de sus chatbots. Pero ese fue el caso de Cortana (Microsoft) y Siri (Apple), que tienen equipos de escritores que ayudan a escribir diálogos para chatbots.

Este ejemplo es un recordatorio importante de que las cosas en las que eres bueno podrían aplicarse en diferentes trabajos. Dedica algo de tiempo a construir un resumen claro y conciso de tus habilidades. Elimina la jerga de la industria y rescata la esencia de lo que puedes hacer. Luego comienza a buscar otros empleadores, industrias, sectores y profesiones en los que puedan aplicarse esas habilidades.

No esperes estar en transición laboral para planificar. El cambio está a nuestro alrededor y es hora de reevaluar. Te debes a ti mismo gestionar activamente tu carrera e identificar tus opciones. El movimiento en esta dirección ya significa un primer paso. Investiga. Mantén un diario por un tiempo. Busca a alguien con quien hayas perdido contacto. Habla con un entrenador o mentor.

Pasa un poco de tiempo cada semana o mes simplemente reflexionando sobre dónde deseas estar para que cuando llegue el momento de hacer un movimiento, estés listo.

Últimas Publicaciones

Buscar por Etíquetas